SATSE: “Necesitamos 15.000 enfermeras más para que los centros de salud no sigan saturados y sobrecargados”

20 abril 2022
Concentración de SATSE en los centros de salud de Castilla La Mancha

El Comité Ejecutivo Estatal del Sindicato de Enfermería concluye que en todas las comunidades autónomas, además de Ceuta y Melilla, se sufre un lamentable abandono y deterioro en Atención Primaria por culpa de las administraciones públicas. 

El Comité Ejecutivo Estatal del Sindicato de Enfermería, SATSE, ha reclamado al Gobierno y comunidades autónomas la incorporación progresiva de más 15.000 enfermeras y enfermeros en los centros de salud, así como el aumento del presupuesto destinado a Atención Primaria, hasta alcanzar, al menos, un 25 por ciento del total, si realmente quieren acabar con la precariedad, abandono, y sobrecarga que sufre desde antes de la pandemia este nivel asistencial de nuestro sistema sanitario.

El Comité Ejecutivo Estatal del Sindicato de Enfermería, SATSE, integrado por los/as secretarios/as generales de cada autonomía y el Secretariado Estatal, ha abordado la actual situación de los centros de salud y sus profesionales, concluyendo que en todas las comunidades autónomas, además de Ceuta y Melilla, se sufre un lamentable abandono por parte de los responsables públicos que no han cumplido finalmente los compromisos adquiridos en lo peor de la pandemia.

En este sentido, coincidieron en que el  Plan de Acción de Atención Primaria y Comunitaria 2022-2023, acordado a finales del pasado año entre el Gobierno y las comunidades autónomas, no se ha plasmado aún en la ejecución de medidas concretas que solucionen el déficit crónico de recursos y medios que sufre este nivel asistencial desde hace años y que la crisis sanitaria del Covid-19 ha agudizado provocando una mayor sobrecarga y tensión asistencial.

Otro grave problema es la falta de orden, planificación, estabilidad y organización existente, en la actualidad, que provoca que los profesionales sanitarios puedan ver que cambian de agenda, horario, población asignada e, incluso, de centro “de un día para otro”, lo que repercute negativamente tanto en el paciente como en sus condiciones de trabajo.

“Los centros de salud en el conjunto del Estado están saturados y sobrecargados y las esperas para ser atendido de manera presencial siguen siendo de días y hasta semanas, habiéndose suspendido, además, de manera paulatina programas de prevención y promoción de la salud, así como de hábitos de vida saludable”, apunta el Sindicato.

Para paliar esta situación, SATSE reclama la necesaria incorporación de más enfermeras y enfermeros hasta alcanzar una cifra de en torno a 15.000 profesionales más y que haya, al menos, un fisioterapeuta en cada centro de salud. En la actualidad, hay un fisioterapeuta por 10.000 personas cuando la OMS recomienda 1 por 1.000 personas.

Asimismo, el Sindicato demanda que se incremente del 15 por ciento actual al 25 por ciento del presupuesto sanitario total la partida destinada a Atención Primaria y que las enfermeras y enfermeros tengan un mayor protagonismo en este nivel asistencial y poder así solucionar los graves problemas endémicos que le afectan desde hace muchos años

"Hay que propiciar el desarrollo e implementación de nuevas competencias para las enfermeras y enfermeros y que estos profesionales sanitarios tengan la posibilidad de estar al frente de la gestión de los equipos de Atención Primaria y puedan optar a la dirección de centros de salud sin ningún tipo de obstáculo o impedimento legal en base a su constatable capacidad de gestión y liderazgo”, apuntan desde la organización sindical.

Otras actuaciones que SATSE considera prioritarias para mejorar la Atención Primaria son acabar con la precariedad y temporalidad laboral; propiciar una mayor coordinación con la Atención Especializada y una mejor planificación de la atención a crónicos, pluripatológicos y personas dependientes, así como potenciar la realización de programas de atención a la cronicidad y la dotación de recursos y medios básicos de diagnóstico (RX, EKG, ECO…)

Asimismo, el Sindicato recuerda que el Plan de Acción de Atención Primaria y Comunitaria apunta como objetivo estratégico priorizar e impulsar el uso, indicación y autorización de la dispensación de medicamentos y productos sanitarios sujetos a prescripción médica por parte de las enfermeras, así como la elaboración e implementación de las guías correspondientes, y, hasta la fecha, sólo se ha publicado una de las guías. Un retraso ya de cuatro años que SATSE achaca a la Dirección General de Salud Pública del Ministerio de Sanidad.

Por último, el Comité Ejecutivo Estatal de SATSE realizó una valoración muy positiva de las distintas movilizaciones impulsadas hasta la fecha en el conjunto del Estado, como la realizada en febrero en los centros de salud, exigiendo mejoras para este nivel asistencial, y se acordó convocar nuevas acciones en las próximas semanas y meses con el claro objetivo de defender nuestra sanidad púbica y sus profesionales.